BÚSQUEDA AVANZADA

X

Tipo de cocina

Características

Rango de precio

Zonas

BUSCAR
X

¿Qué hay para merendar?

¿Qué hay para merendar?

Escrita el 19/08/2014

Vía Restó te cuenta el origen de la merienda, una comida que no existe en todo el mundo y que varía de acuerdo con cada país

“Mamá, ¿qué hay para merendar?”, es una pregunta clásica de la historia gastronómica de los hogares argentinos, que alguna vez en la vida todos hemos realizado, aunque a veces con cierto tono de reclamo infantil. Y cierta lógica tiene, pues su origen proviene del latín “merere”, que significa merecer, así como de “merenda”, que era la comida que se les daba a los soldados romanos a media tarde. 

Hoy ha perdido su aire marcial, más allá de que más de un chico se cuadre ante la vista de unas ricas tostadas o unas deliciosas facturas, siempre acompañadas por la infaltable leche. Los argentinos, como buenos descendientes de pueblos mediterráneos (principalmente italianos y españoles), hemos seguido con la tradición romana, aunque con un toque snob: la merienda debe ser a las cinco de la tarde, al mejor estilo del británico “five o’clock tea”. 

En Francia, en cambio, para no dejar de diferenciarse de sus archirrivales ingleses, “le goûter” (del verbo “goûter”, que significa probar), se sirve a las 16 hs., y si bien cada vez menos se comen tostadas con manteca y mermelada, todavía se conserva la tradición de acompañar el té o café con alguna “pâtisserie”, arte en el que los franceses se destacan.

Incluso en el sur de Bélgica, en la localidad de Ecaussines, se mantiene una vieja tradición relacionada con la merienda y que coincide con el lunes de Pentecostés (este año tocó el 9 de junio). Se la conoce como “Le goûter matrimonial” y se trata de una reunión en la que los candidatos solteros (hombres y mujeres) con ganas de casarse se presentan en una merienda para conocerse e intercambiar sus datos. 

Algo similar se dio en la Inglaterra victoriana de la segunda mitad del siglo XIX. Más allá de que la tradición de tomar té a la tarde se volvió muy popular en los hogares, también surgieron las “Tea Houses” (o Casas de té), que eran establecimientos donde se realizaban reuniones sociales (sólo por invitación) y que muchas veces servían para hacer presentaciones de lo que hoy se llamaría “solos y solas”. 

Curiosamente, en Italia (donde más fuerte es la herencia romana) cayó en desuso entre los adultos la costumbre de merendar (se la sigue llamando “merenda”), aunque los nutricionistas la recomiendan para todos aquellos que están a dieta y que necesitan comer en cantidades reducidas varias veces al día. Entre los chicos italianos, la merienda preferida siguen siendo las tostadas con Nutella, la pasta a base de chocolate y avellanas. 

En cambio, en Alemania la merienda es considerada como una cena temprana por los adultos, en la que se bebe café y se comen fiambres y quesos, panes, frutas y verduras (se sirve entre las 18 y 19 hs.). Los chicos suelen tomar a las 15 hs. una merienda que se conoce como “Kaffee und Kuchen”, porque salen del colegio más temprano que en el resto de Europa. 

Tampoco en China existe el concepto de merienda como lo conocemos en Argentina y el resto de América Latina. Allí los chicos no acostumbran comer algo a la tarde a la salida del colegio y directamente pasan a la cena, que se sirve en los mismos horarios que en Alemania.

 

¿Sos de tomar la merienda? 

Opiniones de usuarios

Subir
%>